Giacometti, el hombre que mira, en la Fundación Canal

La nueva exposición de la Función Canal de Giacometti, muestra un recorrido por diversas obras del artista, encontrando dibujos y esculturas, de cabezas, figuras de cuerpo entero, la mirada,  mujeres, parejas y figuras en la lejanía.

A principios del siglo XX, Giacometti se dedica a realizar representaciones naturales, centrándose en la cabeza humana.

Giacometti, Cabeza de hombre (Lotar I), 1964-1965.

Giacometti, 3 bocetos de cabezas.
André Bretón dijó a Giacometti: Una cabeza, ¡todo el mundo sabe lo que es una cabeza! Y este respondió: Yo no lo sé
Realiza un estudio de las cabezas, basadas en la forma del craneo, que repite de memoria. Llevó a la reducción de las figuras en la distancia. Las cabezas y las esculturas son más frágiles, y se reducen, anclándalas en pedestales cúbicos.
Cabeza sin cráneo, c.a. 1958.
Sólo veía los detalles y no el conjunto de la cabeza. Así pues, como yo quería ver el conjunto, los hacía retroceder. Y a medida que retrocedía, la escultura disminuía y disminuía…
 
   
Soy de la opinión de que, se trate de escultura o de pintura, en realidad, lo único que cuenta es el dibujo. Hay que agarrarse única y exclusivamente al dibujo. Si se domina un poco el dibujo, todo lo demás será posible.
  Encontramos en la exposición, dibujos de cabezas, de rostros que muestran la mirada, como se títula dicha sala.  Tenemos a la izquierda, un busto con la cabeza alargada y formas cuadradas y picudas que sobresalen y que muestran la piedra maciza. A la derecha, podemos apreciar una litografía titulada Ante el espejo, que   muestra  un  busto de tres cuartos. 
Si la mirada, es decir, la vida, se convierte en lo esencial, no hay duda de que lo esencial es la cabeza. […] La única cosa que quedaba con vida era la mirada. El resto, la cabeza que se transformaba en cráneo, se convertía más o menos en el equivalenteal cráneo de un muerto. Lo que lo hace vivo es su mirada, eso era lo que quería esculpir.
Encontramos otra sección que se dedica a las figuras de medio cuerpo y a la mujer.
  A una mujer siempre la hago inmóvil, a un hombre siempre lo hago caminando.
Las esculturas de medio cuerpo no son de tamaño natural, sino un poco más pequeñas, pero producen grandiosidad. El estudio de la feminidad, le hace definir un prototipo de desnudo. Hace retratos a mujeres que ama.
Por último, encontramos las obras que se han enmarcado en la exposición dentro del titulo Pareja y Figuras en la lejanía.

En figuras en la lejanía, encontramos esculturas estilizadas, alargadas, esenciales, que muestran su visión del cuerpo humano en la que alterna, las figuras monumentales y las formas delicadas y frágiles.
 
 No vemos realmente a la gente a tamaño natural. Si estoy en la terraza de una cafetería y veo personas minúsculas ¡su tamaño natural ya no existe! Ya no puedo llevar a su tamaño natural a aquella pequeña mujer que camina. Si uno acepta ver realmente lo que ve, es como si fuera de su tamaño.
Giacometti, Desnudo de pie sin brazos, 1954.

Espero que os guste y os animéis a visitarla.

Desde mi punto de vista, la exposicón es muy buena por su gran autor, Giacometti. Desde el punto de vista expositivo está muy bien montada, dividida en secciones, con una buena iluminación, dejando para el final varias esculturas. Desde mi modesta opinión, sugeriría que la información contenida en las cartelas se expusiera en otros idiomas, y no solo en castellano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s